1 de marzo de 2024

Desmienten que YPF cerró paritarias para llevar trabajadores a un acto

YPF desmintió taxativamente haber charteado sindicalistas al acto en el yacimiento Loma Campana en Neuquén, donde dio inicio a la obra del gasoducto Néstor Kirchner. La compañía tampoco cerró la paritaria para garantizar la asistencia de los trabajadores, sino que las negociaciones se mantienen abiertas y continuarán la semana próxima.

Versiones periodísticas habían endilgado que la empresa 51% estatal había apurado un incremento salarial para que petroleros estén presentes en el comienzo de la construcción de esta conexión gasífera clave. Sin embargo, la propia Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (CEPH) le había aclarado a sus socios en la mañana del jueves que «las negociaciones paritarias por el período abril 2022 a marzo 2023 continúan abiertas en el Ministerio de Trabajo». «La audiencia prevista para el día de la fecha fue pospuesta para el próximo martes 26 por la mañana», les sumó, de acuerdo al documento al que tuvo acceso DeudaPrometida.com.

Incluso el secretario general del Sindicato de Petroleros Privados de Santa Cruz, Claudio Vidal, también refutó que se haya alcanzado un acuerdo en la pauta salarial del sector. En un comunicado, sostuvo que su presencia en Neuquén obedece a la «responsabilidad institucional» que debe tener por el cargo que ocupa.

“La discusión salarial del sector no está cerrada y de ninguna manera se somete a las presiones de las operadoras”, esgrimió. El líder sindical asistió al acto que encabezó el presidente de la Nación, Alberto Fernández, para anunciar el inició de la construcción del gasoducto Néstor Kirchner en Vaca Muerta junto a otros secretarios generales de la industria hidrocarburífera como Marcelo Rucci, Julián Matamala, Jorge Ávila, Manuel Arévalo, José Llugdar.

Sobre la negociación paritaria de 2022, dijo que “no vamos a cerrar ninguna pauta que no garantice las necesidades salariales de nuestros trabajadores, ni mucho menos vamos a aceptar algo si el aumento no supera los índices inflacionarios actuales”. Y dejó en claro que las noticias publicadas por diferentes medios que daban cuenta del acompañamiento al acto como parte de la negociación resultaban ser “falsas y maliciosas, que de ninguna manera expresaban la discusión real que estamos planteando ni las razones por las que estaba ahí, ni la posición en común que tenemos todos los sindicatos petroleros”.

“El acuerdo salarial no está cerrado ni legitimado por los gremios. Para los mal intencionados, les decimos que seguimos discutiendo en esta paritaria que aún no terminaron, por eso, pedimos, a quienes buscan desestabilizar esta negociación, tengan una mirada superadora, sin mezquindades y lejos de cualquier presión empresarial”, y agregó que “la Argentina necesita recuperar su soberanía en materia energética y, en consecuencia, aumentar su producción y permitir la llegada de nuevas inversiones para acompañar el crecimiento del país, por eso cuando se presentan este tipo de iniciativas gubernamentales sepan que nos van a encontrar aquí, porque los intereses nacionales siempre están por encima de los personales y de cualquier grupo corporativo, que a costa de sus ganancias, prefieren trabajadores por debajo de la línea de la pobreza”.

Por su parte, YPF desmintió enfáticamente haber trasladado en avión a sindicalistas al acto en Neuquén.

Un gasoducto clave para Argentina

El presidente Alberto Fernández encabezó el jueves en el yacimiento Loma Campana en Vaca Muerta la puesta en marcha de la construcción del gasoducto “Presidente Néstor Kirchner”, que permitirá ampliar la capacidad de transporte de gas, el abastecimiento interno y la integración energética nacional. La inversión de 3.400 millones de dólares será financiada con fondos del Tesoro y del aporte extraordinario a las grandes fortunas.

“Hoy estamos poniendo en valor algo muy importante para el desarrollo de la Argentina, porque no hay posibilidad de que el país se desarrolle sin industria, ni que la industria crezca sin energía, ni que esa energía salga de otro lugar que de suelo argentino”, dijo el mandatario acompañado por los gobernadores de Neuquén, Omar Gutiérrez, y de Buenos Aires, Axel Kicillof; el secretario de Energía, Darío Martínez, y el presidente de YPF, Pablo González.

Al referirse a la importancia del rol de YPF en el desarrollo del autoabastecimiento, el Jefe de Estado afirmó que “esta empresa debe ser orgullo de todos los argentinos y es esencial que siga creciendo, investigando, produciendo, buscando petróleo y gas, y que puedan distribuirlos a lo largo de toda la Argentina para que el país crezca federalmente”. “Ya no nos alcanza que el gas llegue al centro del país, necesitamos que llegue a cada rincón de la Argentina para que allí puedan establecerse industrias que produzcan y den oportunidades a quienes viven en esta Argentina del centro y las periferias”, enfatizó el presidente Fernández.

También estuvieron presentes el gobernador de La Pampa, Sergio Ziliotto; el jefe de Gabinete, Juan Manzur; el ministro de Desarrollo Territorial y Hábitat, Jorge Ferraresi; los secretarios General de la Presidencia, Julio Vitobello; y de Hábitat, Santiago Maggiotti; la portavoz presidencial, Gabriela Cerruti; el secretario general de la Federación de Trabajadores de la Industria del Gas Natural, Guillermo Mangone, y el diputado nacional Julio Pereyra.

El gobernador Kicillof aseguró que “YPF se creó para lograr la soberanía energética y el autoabastecimiento” y que en Vaca Muerta se encuentra “la segunda reserva de gas no convencional del planeta, y la cuarta reserva de petróleo no convencional” del mundo. Además, el mandatario bonaerense calificó la puesta en marcha de la obra del gasoducto como “un momento importantísimo e histórico”.

En tanto, en una comunicación grabada desde Washington, el ministro de Economía, Martín Guzmán, expresó que se trata del “proyecto de infraestructura más importante de la Argentina”. “No hay nada más transformacional para la estructura productiva y la macroeconomía que acelerar el desarrollo del sector energético”, ya que “nos va a permitir darle más competitividad a todo el sistema productivo, y en particular a nuestra industria, y poder lidiar de una forma más eficaz con la restricción externa”, explicó.

En su exposición, el secretario de Energía remarcó que “YPF es la locomotora que tracciona la industria”. Celebró, además, que hace unos días se cumplieron 10 años de la decisión de declarar de interés público nacional.

About Author

Categorías