13 de julio de 2024

Alertan sobre el impacto ambiental de una nueva privatización de Larreta

La Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires cuestionó el impacto ambiental que tendrá la construcción del Distrito Joven, una nueva privatización que pretende llevar adelante el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta. El martes se llevó adelante una audiencia pública por el proyecto para la Costanera Norte, que incluye 14 hectáreas de concesiones para locales gastronómicos y bailables.

En la tercera jornada para analizar el «masterplan» del Distrito Joven, Bárbara Rossen, en representación de la Defensoría, enumeró varias falencias del estudio de impacto ambiental que el Gobierno porteño encargó para autorizar la construcción del nuevo complejo. Mencionó «no dimensionar la proximidad del Aeroparque», no evaluar si se verá afectada la Reserva Ecológica Costanera Norte y tomar como referencia datos «desactualizados» sobre la calidad del agua en esa zona ribereña.

El «Masterplan Distrito Joven-Costanera Norte» es una iniciativa del Gobierno de la Ciudad que fue aprobada en la Legislatura en 2018 y abarca cinco sectores de la Costanera Norte. Estos comienzan en el Parque de la Memoria y finalizan en Costa Salguero, con unos siete kilómetros de extensión, pasando frente al Aeroparque Jorge Newbery.

De acuerdo a lo informado por voceros del Ejecutivo local, en el primer día de la audiencia realizada el viernes último, el plan abarca un polígono de 73,09 hectáreas, «de las cuales 14,1 serán concesionadas». En tanto que el resto serán «espacios públicos parquizados».

En su exposición de hoy, Rossen afirmó que el estudio de impacto ambiental presentado en la audiencia es «inexacto, insuficiente y, sobre todo, perjudicial». Advirtió que en él «no se reproduce» el masterplan, ya que «sólo se lo comenta por fragmentos». Además, criticó que la evaluación «pierde de vista» que el nuevo distrito se «articula en forma inmediata con un aeropuerto internacional, un inmenso estuario escasamente estudiado, una reserva ecológica y un gran espacio en conflicto como Costa Salguero, cuyo futuro urbano-ambiental depende de un proceso judicial en curso».

En diciembre del año pasado, el oficialismo de la Ciudad logró aprobar en la Legislatura la rezonificación de Costa Salguero y Punta Carrasco, para habilitar allí la construcción de edificios que podrán ser destinados a viviendas, oficinas, hoteles y comercios; sin embargo, la ley que autoriza al Gobierno porteño a vender parte de esos predios fue considerada «inconstitucional» por dos instancias de la justicia local.

En el estudio de impacto ambiental del Distrito Joven se excluyó a estos dos predios, pese a que son parte de esa iniciativa. Para la Defensoría, el hecho de «omitir» lo ocurrido respecto a Costa Salguero hace que el informe sea «judicializable».

Por otro lado, consideraron que «la definición de las áreas de influencia del proyecto es arbitraria» y «no está justificada». En este sentido, agregaron que «se infiere que el límite de 500 metros fue establecido para excluir adrede a la Reserva Ecológica Costanera Norte, que es un área protegida».

Con unas 20 hectáreas, La Reserva Ecológica Costanera Norte está ubicada entre el Río de la Plata y la Ciudad Universitaria de la Universidad de Buenos Aires (UBA) y fue creada en 2018 para preservar la biodiversidad de la zona y aportar un ambiente saludable a la Capital Federal.

Rossen también cuestionó la evaluación por «omitir la necesidad de analizar si la infraestructura disponible alcanza para atender las necesidades del proyecto», y añadió que la «insuficiencia» de infraestructura de agua, cloacas y energía «inevitablemente provocará problemas urbano ambientales». Además, dijo que el informe usa «fuentes de información desactualizadas», como un estudio de la Autoridad de Cuenca Matanza Riachuelo (Acumar) de 2012 sobre la calidad del agua o un trabajo de la Facultad de Ingeniería de la UBA de 2011 para el análisis de los residuos sólidos urbanos, «pese a que existe información mas actualizada, oficial y privada».

De acuerdo a lo informado por el Gobierno porteño, el proyecto Distrito Joven «prevé un conjunto de obras de infraestructuras civiles, viales, de instalación de mobiliario urbano y el desarrollo de parques y espacios públicos con sus servicios», así como «el desarrollo de circuitos de esparcimiento, actividades culturales y gastronómicas, espacios lúdicos, práctica de deportes y puntos turísticos».

About Author

Categorías