23 de junio de 2024

Condenan a prisión al ex jefe de la Policía de Martiniano Molina

La Justicia de Quilmes, a través del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) N° 1, declaró culpable al excomisario Andrés Delicia. Había sido designado en marzo de 2016 como jefe de la Policía Local del distrito por el exintendente de Quilmes, Martiniano Molina. La condena, definida este jueves, consiste en tres años de prisión en suspenso.

Delicia fue condenado por “exacciones ilegales reiteradas en concurso real con exacciones ilegales agravadas por intimidaciones reiteradas”. Se trata de un delito que comete un funcionario público que exige derechos, pagos o contribuciones que no son legales a terceros con intimidación o involucrando autorizaciones legítimas, en este caso, para garantizar seguridad.

El condenado era el hombre apuntado y elegido por la gestión de Molina para transformarse en el hombre fuerte de la seguridad en Quilmes. A punto tal que el ex Intendente lo calificó en su momento como “una excelente persona y profesional” durante su presentación a toda orquesta, en un acto que se llevó adelante en el Teatro Municipal de Quilmes ante casi 600 policías de la fuerza quilmeña.

Toda esta situación que terminó con la condena del expolicía se dio ya que, apenas a seis meses de su puesta en funciones por Molina, salieron a la luz audios comprometedores. Entre ellos, de mecánicos de esa fuerza en los que exigían el pago de 100 pesos mensuales a los efectivos para entregarles el patrullero bajo el argumento de que la Municipalidad no aportaba dinero para el mantenimiento de las unidades.

En este marco, y dada la estrecha vinculación que unía al excocinero con el policía, uno de los llamados a declarar por la defensa fue justamente Martiniano Molina, pero el actual Diputado Provincial, no se presentó a dar testimonio.

«A partir de la fecha y por disposición de la superioridad y por un simple audio se ha dispuesto mi relevo como jefe de la Policía Local Quilmes. Una injusticia… pero bueh… gracias a los vecinos que me acompañaron con estos seis meses de gestión y al personal policial decirle gracias!!!», había escrito por septiembre de 2016 Delicia en su Facebook.

Lo cierto es que el TOC N° 1 de Quilmes encontró a Delicia (y a otros dos efectivos) culpable del delito por el cual era juzgado. A través de una comunicación electrónica, el TOC 1 de Quilmes, condenó a Delicia a tres años de prisión en suspenso.

Además, el ex jefe de la Policía Local tendrá la inhabilitación absoluta para ejercer en cargos públicos y una multa. Los hechos fueron denunciados entre marzo y septiembre del 2016, en la base de la Policía Local, ubicada en avenida Otamendi y calle 79 de la Ribera.

About Author

Categorías